Saco el brick de zumo de piña del frigorífico y leo “Ingredientes: zumo de piña” Y NO ME LO CREO. Qué me has hecho, sociedad.